Crónica Navarra.

Crónica Navarra.

La alcaldesa de Pamplona denuncia: Bildu amenaza con "retroceso y sectarismo", su veneno persiste

La alcaldesa de Pamplona denuncia: Bildu amenaza con

La alcaldesa de Pamplona, Cristina Ibarrola (UPN), ha negado rotundamente las presiones al concejal para que no tome posesión, como le acusa el PSN, y ha calificado esta acusación como "el colmo".

En una entrevista con Europa Press, Ibarrola ha advertido sobre las consecuencias negativas de la llegada de EH Bildu a la Alcaldía de Pamplona tras el pacto con el PSOE. Según ella, esto traerá consigo un "retroceso y sectorismo", con la imposición del euskera entre otras cosas.

La actual alcaldesa ha recordado que el dirigente de Bildu, Joseba Asirón, ya fue regidor de la ciudad entre 2015 y 2019, y durante ese periodo, Pamplona experimentó un retroceso y sectarismo, ya que el partido gobernó solo para su proyecto de construcción de Euskal Herria.

Ibarrola ha afirmado que la moción de censura para permitir que Asirón se convierta en alcalde ya estaba pactada anteriormente, pero el PSOE no lo dio a conocer porque sabían que les castigaría en las urnas. Además, ha acusado al PSN de "blanquear todos los días" a Bildu.

La dirigente de UPN también ha censurado las negociaciones del PSOE con Arnaldo Otegi, a quien considera un terrorista con un pasado violento. Según Ibarrola, el PSOE se salta todas las líneas rojas al negociar con Otegi y Bildu.

La alcaldesa ha criticado la falta de propuestas en positivo por parte de Bildu y PSN en el Ayuntamiento de Pamplona y ha afirmado que ambos partidos son iguales. Además, ha rechazado las acusaciones del PSN que les atribuyen la responsabilidad de que un miembro del partido no tome posesión como concejal del Ayuntamiento. Ibarrola ha recalcado que no ha habido ninguna presión y que ella ofreció al concejal la posibilidad de tomar posesión y votar a favor de la moción de censura si lo consideraba oportuno.

La alcaldesa ha puesto en duda que todos los socialistas estén de acuerdo con el pacto con Bildu y ha criticado la utilización de la moción de censura de forma perturbada, afirmando que esta herramienta democrática no estaba pensada para ese fin.

En cuanto a la relación entre UPN y PP en Navarra, Ibarrola ha dejado abierta la posibilidad de un entendimiento, pero ha destacado que el pacto entre Bildu y PSN marca un cambio en cuanto a la formación de bloques.

Finalmente, ha asegurado que se mantendrá como líder de la oposición en Pamplona después de la moción de censura, aunque necesita algo de distancia emocional con respecto a estos acontecimientos.