Crónica Navarra.

Crónica Navarra.

"Navarra experimenta su segundo año más cálido desde 1961 y se prevé una primavera calurosa"

PAMPLONA, 12 Mar.

El delegado territorial de la Agencia Estatal de Meteorología en Navarra, Pedro Oria, ha afirmado que el año 2023 ha sido el segundo año más cálido en Navarra desde 1961, solo por detrás de 2022, y con una "gran diferencia" respecto al resto de años.

Esto refleja "una tendencia que cada vez se va manifestando de forma más clara". "De los 12 años más cálidos desde los años 60, 10 pertenecen a este siglo", ha dicho, tras añadir que "seguramente" 2024 "acabe colándose también entre los más cálidos" ya que el año ha comenzado "como uno de los tres más cálidos en cuanto a comportamiento conjunto de enero y febrero y las previsiones nos dicen que eso va a seguir siendo así".

En una rueda de prensa ofrecida este martes, con motivo del cambio de estación de invierno a primavera, ha indicado que el cambio de estación se producirá durante la madrugada del 20 de marzo. Según ha indicado, a nivel estatal este ha sido el invierno "más cálido desde que tenemos registros, empatando con el de 2019-2020", con una temperatura media de 8,5 grados, "casi 2 por encima de la media, y con precipitaciones de media ligeramente por debajo de lo normal".

En Navarra, el conjunto del invierno ha estado 1,8 grados "por encima de lo normal" y es el tercer invierno más cálido, empatando con el segundo, el de 2019-2020 y "lejos también del 89-90, hasta ahora el más cálido". Ha añadido Oria que en enero "se produjo el récord de temperatura a nivel mensual", con 19,6 grados, y también se produjo el récord de temperaturas mínimas, con 11,6 grados, "muy alta para la época". Esto, ha dicho, "no solo ocurrió en Pamplona", sino que más de 20 estaciones de Navarra registraron récords mensuales de temperaturas.

Diciembre fue un mes "muy cálido, el octavo más cálido desde 1961 y muy lejos de 1989, año en el que diciembre se salió de la estadística". Fue también "muy seco, especialmente en el extremo sur de Navarra, no así en el norte". Por su parte, enero fue "el sexto más cálido de todo el registro" y "bastante seco, quitando los días de comienzo del año". Finalmente, febrero "todavía resultó más cálido que los dos anteriores, fue el sexto mas de febrero más cálido desde 1961", con una anomalía media de 2,6 grados. A diferencia de los dos meses anteriores, "acabó siendo muy húmedo, sobre todo por la última semana, especialmente en el norte de Navarra".

En cuanto a precipitaciones, las lluvias han estado "muy concentradas" en la última semana de febrero. Hasta el 7-8 de enero hubo lluvias "bien distribuidas", para luego pasar a "una meseta" que "ha dominado buena parte del invierno" y finalmente superar la media. En concreto, ha citado el episodio de precipitaciones que se produjo los días 26 y 27 de febrero, con "acumulaciones extraordinarias en el tercio norte de Navarra".

Según ha remarcado, 5 de 20 estaciones superaron los 100 litros por metro cuadrado en 24 horas. Esta situación solo tiene un precedente, en diciembre de 2021. Además, entre el 26 y el 27 de febrero "para la mitad norte de Navarra fue el cuarto día más lluvioso desde 1975". En este sentido, Oria ha destacado la "ausencia de precipitaciones durante buena parte del invierno y la escasez de nieve hasta esa última semana de febrero, donde la situación se ha revertido por completo".

En cuanto a la situación de los embalses tras este episodio de lluvias, Oria ha indicado que "no estaban en situación mala" y que "en las últimas 3 o 4 semanas han tenido que soltar agua porque no daban cabida a todo el agua que ha caído". "Ahora mismo están a niveles a los que incluso deberían estar más tarde, en mayo", ha dicho.

Por otro lado, ha destacado que las reservas de nieve han estado "muy por debajo de lo normal buena parte del invierno, pero en cuestión de 1 o 2 semanas, las nevadas han superado el metro en cotas altas del Pirineo y hemos pasado muy rápido de un extremo a otro". "Eso garantiza que en las primeras semanas de cara al deshielo por primavera va a haber un aporte de agua", ha apuntado.

Por otro lado, ha subrayado que este mes de marzo "ha empezado con lluvias por encima de lo habitual en Navarra, especialmente en la zona norte", con temperaturas que "han estado algo por debajo de lo habitual" para la época del año, y con lluvias que "de momento van algo por encima".

En los próximos días, Oria ha señalado que "esperamos una semana bastante seca en Navarra" en la que "poco a poco irán aumentando las temperaturas". "Subirán especialmente las máximas, no tanto las mínimas. Alcanzaremos los 20 grados en algunas zonas, incluso 25, valores muy altos para la época", ha dicho.

De cara a la primavera, ha afirmado que "la tendencia es clarísima, todos los modelos dan una probabilidad muy alta de que las temperaturas en promedio estén en el tercil más alto de la climatología". "Hay probabilidad máxima de que en Navarra y toda Europa las temperaturas se sitúen en valores muy altos a nivel promedio", ha advertido.

Sin embargo, ha indicado que para las lluvias "no tenemos una señal clara, los modelos no reflejan ninguna tendencia". Según ha apuntado, si bien en el centro y norte de Europa se advierte una probabilidad de precipitaciones "por encima de lo normal" y en Canarias "lo contrario", en la península Ibérica "no podemos dar ninguna pista".