• miércoles 28 de septiembre del 2022
728 x 90

Mai Garde y Oier Sanjurjo van a recibir el Pañuelo de Pamplona por su ejemplo en las capitanías de Osasuna

img

PAMPLONA, 31 Ago.

El Ayuntamiento de Pamplona concederá el séptimo Pañuelo de Pamplona - Iruñeko Zapia a Mai Garde y Oier Sanjurjo, capitana y capitán la pasada temporada de los primeros equipos femenino y masculino del C.A. Osasuna.

La Junta de Portavoces lo ha acordado este miércoles unánimemente reconociendo "su dedicación, sacrificio y perserverancia", tal como su implicación en causas sociales, con las que "fueron y van a ser un caso de muestra para muchas pequeñas y pequeños de nuestra localidad, que ven en las dos personas un líder de valores positivos". Ambos, además de esto, han descuidado este verano la especialidad rojilla tras varios años defendiendo los valores del club.

La distribución de este reconocimiento va a tener sitio el jueves 8 de septiembre, a las 12 horas, en el Salón de Recepciones de la Casa Consistorial, con presencia del alcalde de Pamplona, Enrique Maya, y de los integrantes de la Corporación municipal. El acto coincide, como es clásico, con la conmemoración del aniversario del Privilegio de la Unión de los Burgos de Pamplona que va a tener rincón a lo largo de esos días en la localidad. La distinción como tal se constituye de un pañuelo colorado con el escudo de la región bordado en uno de sus picos y una estatua de la alegoría de la Unión de los Burgos.

El Pañuelo de Pamplona - Iruñeko Zapia, según recopila el Reglamento de Protocolo, Ceremonial, Honores y Distinciones del Ayuntamiento de Pamplona, "es una distinción honorífica que tiene por objeto premiar a la gente, físicas o jurídicas, y entidades que con motivo de su tarea día tras día, trayectoria personal o profesional, hayan contribuido de manera activa y evidente a la consolidación de la proyección de Pamplona en sus distintas vertientes, su crónica y su cultura o que hayan señalado por haber efectuado una contribución inusual a las artes o las ciencias".

Oier Sanjurjo Maté (Estella, 1986) fué capitán del Club Atlético Osasuna desde enero de 2019. Llegó a la entidad rojilla en juveniles procedente del Club Deportivo Izarra, con el que logró el ascenso a División de Honor. Después de una temporada cedido en el Burladés en Tercera División, comenzó con Osasuna Promesas en la 2005 - 2006. El 12 de diciembre de 2007 jugó su primer partido con el primer aparato rojillo.

A partir de ahí, quince temporadas defendiendo la remera rojilla, con salvedad de la 2011-2012 donde fue cedido al Celta de Vigo, aparato con el que logró subir a Primera División. Su polivalencia le permitió jugador como central, del costado o centrocampista. Entre sus virtudes, se resaltan su aptitud de liderazgo, su sabiduría táctica y su despliegue físico. En esta época, juega en el AEK Larnaca chipriota, con el que esta temporada disputará la Europa League.

Mai Garde Echalecu (Pamplona, 1987) inició su trayectoria futbolística en el CD Burladés para seguir después en el CD Amaya, CD Lodosa y CD Mariño. En 2009 le llegó la primera ocasión de vestir la remera rojilla. Estuvo 2 temporadas antes de recalar en Lagunak, Orvina y Txantrea en su etapa de fútbol salón. En la temporada 2017 - 2018, Mai Garde regresó a Osasuna para capitanear el nuevo emprendimiento de fútbol femenino, con el que logró el ascenso a la Reto Iberdrola y ha rozado el ascenso a la máxima categoría en múltiples oportunidades.

Desde la temporada pasada, tras la reestructuración de la cantera de Osasuna Femenino, es la organizadora de fútbol base de la entidad rojilla. Es, además de esto, responsable de las tecnificaciones que se realizan en diferentes zonas de Navarra con las jugadoras mucho más jóvenes.

El Pañuelo de Pamplona - Iruñeko Zapia regresa a tener este año gusto futbolero, tras la concesión de esta distinción en 2019 al exárbitro en todo el mundo Alberto Undiano Mallenco. El Pañuelo de Pamplona - Iruñeko Zapia empezó a entregarse en 2016. La dueña de la Churrería La Mañueta, Paulina Fernández, fue la primera premiada. En 2017 el reconocimiento fue para el periodista Javier Pagola y en 2018 lo han recibido Elisa Sesma, Pablo Sánchez-Valverde y Mari Cruz Landa, por su trayectoria profesional relacionada al Centro de Información y Planificación Sexual, Andraize.

En 2020, en medio de una pandemia, el Pañuelo de Pamplona - Iruñeko Zapia reconoció la tarea de los ámbitos expertos de la Medicina y la Enfermería por la situación derivada de la Covid-19. El año pasado, el Ayuntamiento de Pamplona distinguió con este reconocimiento al historiador Juan José Martinena. La próxima semana el pleno del Ayuntamiento de Pamplona va a deber ratificar la iniciativa, acordado esta mañana en Junta de Portavoces, para la concesión en 2022 del Pañuelo de Pamplona - Iruñeko Zapia a Mai Garde y Oier Sanjurjo.

Más información

Mai Garde y Oier Sanjurjo van a recibir el Pañuelo de Pamplona por su ejemplo en las capitanías de Osasuna