La secuoya del jardín del Palacio de Navarra pierde varias ramas.

La secuoya del jardín del Palacio de Navarra pierde varias ramas.

PAMPLONA, 18 Ago.

Este jueves por la noche se ha producido un incidente en el jardín del Palacio de Navarra, donde una rama de la secuoya se ha desprendido y ha arrastrado a otras ramas en su caída al suelo.

Según el Servicio Forestal y Cinegético del Gobierno de Navarra, no parece que el árbol esté enfermo. El árbol en cuestión es un monumento natural y el Gobierno foral lo ha confirmado en su perfil de Twitter.

A pesar de ello, el Departamento de Medio Ambiente ha pedido un estudio detallado del estado de la secuoya por parte de personal especializado en este tipo de árboles.

De acuerdo con el Gobierno de Navarra, según Joaquín Arazuri en "Pamplona antaño", esta secuoya fue plantada en el invierno de 1855 a 1856. Fue traída de América por José María Gastón y de Echevertz y plantada en el jardín de su casa en Irurita. Cuando Gastón fue elegido diputado foral, trasladó la secuoya al patio del Palacio de Diputación.

Arazuri también relata que en la noche del 9 al 10 de septiembre de 1933, un rayo dañó la copa de la secuoya, pero se colocó un grueso aro de hierro para permitir que una de las ramas formara una nueva copa. Esta doble copa se ha convertido en una de las características únicas del árbol.

En los últimos años se han llevado a cabo diversos trabajos de inspección, limpieza de ramas muertas y cableado para su mantenimiento. La última actuación realizada ha sido la colocación de un pararrayos, ya que debido a su altura, la secuoya actúa como un pararrayos natural. El árbol fue declarado Monumento Natural en 1991.

Categoría

Navarra