• viernes 3 de febrero del 2023
728 x 90

La juventud navarra siente que su situación ha mejorado en los últimos 5 años, según una encuesta del Gobierno foral

img

PAMPLONA, 23 Ene.

Un 72,7% de la población joven navarra valora que su situación ha mejorado claramente en los últimos cinco años, según la 'Encuesta de la Población Joven Navarra 2022' llevada a cabo por el Instituto Navarro de Juventud (INJ).

Así lo ha señalado el vicepresidente y asesor de Presidencia, Igualdad, Función Pública y también Interior, Javier Remírez, quien ha anunciado este lunes las primordiales conclusiones de la encuesta. "Que la enorme mayoría de nuestros jóvenes considere que está mejor que hace cinco años nos transporta a apreciar que nuestras políticas públicas marchan", ha asegurado en rueda de prensa.

Según la encuesta, un 80,3% prevé que su situación va a mejorar más adelante. "En 2021, aprobamos el III Plan de Juventud de Navarra 2021-2023. Un plan que recopila 140 acciones cuya prioridad es prestar mucho más ocasiones a la población joven, utilizando sus potencialidades; esta tarea va a proseguir por el sendero emprendido, teniendo muy presente que la juventud es una palanca para la transformación popular y el cambio", aseguró el vicepresidente.

El propósito de esta encuesta, on line con estudios completados en años precedentes, es entender de qué forma son hoy en día la gente jóvenes en Navarra. Para ello, se hizo una encuesta entre la población joven con un tamaño muestral de 1.400 personas de edades comprendidas entre los 14 y 30 años, preguntándole por distintos temas que les conciernen, así como la capacitación, el empleo, la salud, la civilización, sus valores y opiniones o sus esperanzas de futuro, entre otros muchos.

El directivo gerente del INJ, Carlos Amatriain, ha desgranado los primordiales desenlaces de este estudio. En cuanto al empleo, un 38% de la gente entrevistadas ocupa puestos de trabajos relacionados con su capacitación conseguida. Los conjuntos sociales que mayor vinculación manifiestan entre sus estudios y el empleo son las mujeres (44%), la gente con estudios superiores (43,8%), personas emancipadas (42,8%) y las nacidas en España (48,4%). Asimismo, entre quienes tienen titulación universitaria, se destaca la existencia de las mujeres en frente de los hombres.

Las personas que participaron en el estudio consideran que el nivel de estudios de los progenitores condiciona las posibilidades de que la gente jóvenes alcancen un nivel de estudios mucho más alto. Esto es, estiman que hay mayor posibilidad de que efectúen estudios universitarios la gente jóvenes cuyos progenitores o mamás asimismo los tienen.

Casi el 80% de la exhibe cree que su salud es buena, tanto física como mental. En materia de confort sensible, 9 de cada diez manifiesta estar de buen humor o sentirse alegre la mitad o mucho más del tiempo. No obstante, un 16% ha recurrido a expertos en psicología o psiquiatría por pretensiones similares con su salud psicológica.

En lo referente a la salud física y hábitos de salud, mucho más de la mitad (52,1%) asegura efectuar ejercicio múltiples ocasiones a la semana, al tiempo que una cuarta parte reconoce llevar una vida sedentaria. Por otro lado, un 25 % acepta haber consumido alcohol hasta embriagarse en el último mes (24,8 %), y un 18,6 % afirma haberlo hecho en la última semana.

Un 17% afirma fumar todos los días, lo que piensa una bajada en contraposición a los datos de la Encuesta de la Población Joven Navarra previo (33,1%). Finalmente, mucho más de la mitad apunta que consume fruta y verdura por lo menos cinco días por semana, y este porcentaje medra en las situaciones de personas habitantes en áreas despobladas y entre las mujeres.

Un 49,1% de quienes participaron en la encuesta siente que las desigualdades entre hombres y mujeres son pequeñas. Sin embargo, mientras que un 42,1% de las mujeres mantiene que las desigualdades son enormes o muy enormes, únicamente un 25,4% de los hombres coincide con esa opinión. Por lo tanto, para la mayor parte de hombres jóvenes navarros de la exhibe las desigualdades de género son una cuestión mucho más suave.

Sobre la conciliación y la corresponsabilidad, los datos indican una aprobación extendida (96,9%) respecto de la iniciativa de comunicar equilibradamente los trabajos del hogar, tal como la crianza de hijas y también hijos. En cambio, un 38,1% piensa que, en el momento en que la mujer tiene un trabajo a día completa, la vida familiar se resiente. Es decir, pervive la brecha entre este reconocimiento formal sobre la corresponsabilidad y la conciliación real y eficaz de la vida familiar y profesional, cuyo peso prosigue recayendo principalmente en las mujeres.

En esta línea, hay una coincidencia del 82,9% en frente de la iniciativa de sancionar a las compañías que discriminan en sueldos o en promoción a las mujeres con hijas y también hijos pero, simultáneamente, piensan que la utilización del lenguaje inclusivo no se considera prioritario en el colectivo. De modo que los desenlaces reflejan que, más allá de que logre haber una sensibilidad general en relación a las desigualdades de género, en el momento en que se pregunta por cuestiones mucho más específicas, se patentizan datos contradictorios.

Las personas jóvenes de Navarra detallan un consenso relativo a la noción de crueldad muy grave hacia las mujeres, donde están incluidos actos como no dejar elegir cosas, amenazar, prohibir salir de casa, obligar a sostener relaciones íntimas en oposición a su intención, llevar a cabo menosprecios y supervisar sus ocupaciones y relaciones con otra gente. Relacionado con esto, los colectivos que detallan una mayor concienciación sobre las manifestaciones de crueldad contra las mujeres son la población independizada, con mucho más edad, usada y con estudios superiores.

Por otro lado, un 25% de las mujeres asegura haber sufrido en algún momento algún género de crueldad (aislamiento de sus amistades, control, humillaciones y vejaciones o tuvo temor) por la parte de su pareja, expareja o pretendiente. Respecto de las ciberviolencias, la juventud identifica que hablamos de una problemática popular que se convirtió en algo mucho más extendido. Prácticamente una tercer parte de las encuestadas recibieron peticiones de fotografías de carácter sexual por Internet o se las enseñaron sin haberlas pedido, y al 15,4% le pidieron efectuar sexo en línea.

La mayor una parte de la población joven apunta que tiene una red de acompañamiento personal que le mantiene y a la que puede asistir con la continuidad que deseen. Sin embargo, asimismo dan a conocer que resulta deficiente la protección que los organismos públicos dan a ciertos colectivos (personas mayores que viven solas, pensionistas, jóvenes, personas paradas, personas migradas). Especialmente las y los jóvenes estiman que reciben poca protección (51,2 %) o ninguna (4,3 %).

La mayoría no expresa rechazo frente a la población migrante, pero para 2 de cada diez su presencia resulta excesiva. El abultado de jóvenes de Navarra está a favor de acoger a la gente solicitantes de asilo perseguidas por fundamentos políticos, religiosos, raciales etcétera., si bien una tercer parte demandaría que estas situaciones fuesen probadas.

La juventud en su mayor parte está satisfecha con su situación personal, con una opinión de 7,8 sobre diez. Es general el optimismo frente sus esperanzas de futuro, ya que el 80,3% prevé que su situación progresará apropiadamente. Esto último está relacionado a que prácticamente tres cuartas partes siente que su situación ha mejorado claramente en los últimos cinco años.

Más información

La juventud navarra siente que su situación ha mejorado en los últimos 5 años, según una encuesta del Gobierno foral