• miércoles 28 de septiembre del 2022
728 x 90

Esparza cuestiona la administración del Gobierno foral en los incendios y PSN afirma que no es instante de "oportunismo político"

img

PAMPLONA, 20 Jun.

El presidente de UPN y representante de Navarra Suma, Javier Esparza, aseguró este lunes que, tras charlar con personas perjudicadas por los incendios declarados el sábado en Navarra y conocer múltiples zonas, el mensaje que le han movido es que hubo "falta de coordinación" por la parte del Gobierno de Navarra y que estuvieron "solos". "Eso dicen los ciudadanos en el territorio", ha sostenido Esparza, en afirmaciones a los medios tras la Mesa y Junta de Portavoces del Parlamento de Navarra.

El representante del PSN, Ramón Alzórriz, ha valorado la tarea de "coordinación" del Gobierno foral y ha señalado que no es instante de "oportunismo político" para criticar al Ejecutivo, sino más bien de agradecer la tarea de los expertos y voluntarios implicados en las tareas de extinción.

Durante su intervención, Esparza dió las gracias "a todas y cada una la gente que están peleando contra incendios, a bomberos, al Guarderío de Medio Ambiente, a la Policía Foral, a la Guardia Civil, a la UME, al 112, a policías municipales, a voluntarios de Protección Civil, personal de Cruz Roja, alcaldes y alcaldesas que estuvieron al pie del cañón en sus ayuntamientos, a labradores, que hacen una espléndida tarea realizando cortafuegos".

También ha señalado el papel de vecinos de las localidades perjudicadas y próximas que "supieron acoger, que pusieron su casa predisposición de quien hizo falta y han brindado comida y bebida en un ejercicio de solidaridad que hay que poner en valor".

Esparza ha asegurado que en las diálogos que mantuvo con vecinos "hay 2 expresiones: una es que falta coordinación y la otra es que estuvieron solos". "Eso dicen los ciudadanos en el territorio, eso se ha repetido de manera recurrente en esas visitas, se nos contó que se les informó en el momento en que ahora se encontraba el fuego sobre el pueblo, que había aclaraciones contradictorias. El Gobierno previo suprimió la Agencia Navarra de Emergencias, que hacía una enorme labor, y este Gobierno no hizo nada para recobrarla ni para progresar la coordinación", ha censurado.

Javier Esparza aseguró que, "en el momento en que el fuego se apague, va a haber que llevar a cabo análisis de lo sucedido" y ha señalado que alén de componentes como las elevadas temperaturas o la sequía "es obvio que los ciudadanos se hacen cuestiones". "¿Qué trabajos de limpieza o desbroce se hicieron a lo largo de la primavera? ¿Por qué se ha aguardado tanto para aprobar una orden foral que tratase esta situación? ¿Cuándo se solicitó asiste para otras Comunidades? Todas esas cosas se deben poner sobre la mesa", ha asegurado.

"El Gobierno deberá pensar sobre lo que sucedió y ofrecer las explicaciones oportunas, pero no da la cara, no pone resoluciones y echa balones fuera, solicita compromiso al mundo entero pero no se le puede soliciar compromiso a él", ha añadido.

Por otro lado, Javier Esparza ha pedido que el Estado declare Navarra como región desastrosa y que "las ayudas a los damnificados lleguen con la mayor brevedad viable". Además, ha solicitado que se trabaje, "en relación el fuego esté extinguido, en un plan de restauración medioambiental para recobrar ese patrimonio que ha perdido Navarra".

El representante del PSN, Ramón Alzórriz, aseguró que en este momento es "instante de agradecer" la tarea de la gente implicadas en la extinción de incendios, no de tener "oportunismo político para criticar", y ha valorado la tarea de coordinación que está construyendo el Gobierno de Navarra y la colaboración de otras gestiones como el Gobierno de España y los Gobiernos de Euskadi, La Roja, Castilla-La Mancha o Canarias.

El parlamentario socialista dió las gracias "a todas y cada una la gente que en Navarra están dándolo todo para eludir el drama de los incendios y extinguirlos al fin y al cabo, merced a los bomberos, a Protección Civil, a Policía Foral, a la Guardia Civil, a la UME, a los voluntarios, a los labradores que están cooperando para llevar a cabo cortafuegos".

"Todos y cada uno de los sacrificios se ponen sobre la mesa y todos y cada uno de los sacrificios son precisos para terminar con este drama que nos encontramos sufriendo estos días", aseguró.

Además, Alzórriz explicó que la presidenta de Navarra, María Chivite, está en diálogos con el presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, para pedir la declaración de Navarra como región dificultosamente perjudicada por urgencia de protección civil.

La representante de Geroa Bai, Uxue Barkos, asimismo expresó su agradecimiento a los efectivos implicados en las tareas de extinción de los incendios y mostró su solidaridad con los damnificados, que "han vivido el miedo frente al desalojo de sus casas". "Nos congratulamos pues pese a la gravedad de lo vivido en estos días no se ha producido ninguna víctima personal y esta ha de ser nuestra prioridad", aseguró.

En todo caso, Barkos ha precisado que "no se terminó el peligro, toca continuar haciendo un trabajo para extinguir el fuego, en una labor que corresponde regentar al Gobierno y a los municipios, a los que movemos toda nuestra colaboración". En ese sentido ha letrado por una "acción ordenada desde los conjuntos parlamentarios en un instante en el que el importancia político no tiene la posibilidad de tener mucho más dimensión que la de trabajar desde el interés general, desde todas y cada una de las instituciones".

El parlamentario de EH Bildu Adolfo Araiz ha asegurado que "es durísimo lo que viven la gente perjudicadas y el desastre ecológico que se marcha a vivir tras el incendio", con lo que expresó su "solidaridad con la población y el reconocimiento a los recurso y servicios, en especial bomberos, labradores y ciudadanos que están prestando su asistencia en estos instantes complicados".

Araiz aseguró que en este momento tiene que prevalecer la extinción de los incendios, pero ha señalado que "va a haber que realizar medites en los próximos días y semanas" en el momento en que se estabilice la situación. "Disponemos inquietudes de si el Gobierno llegó tarde en las resoluciones, alguna duda sobre si la planificación y previsión de elementos fué la adecuada, y si en temas de prevención hay cosas que prosperar a fin de que no se repitan", ha asegurado.

El representante de Podemos, Mikel Buil, expresó su agradecimiento a la gente implicadas en las tareas de extinción y ha señalado que "no es el instante de politizar el tema, no es instante de ver a las responsabilidades". "Navarra, a 40 grados, con la tierra seca y este viento, se quema y esto es un inconveniente climático de primer orden, y nos lo han expresado los bomberos, que el fuego es inapagable en esas condiciones, y lo único que tienen la posibilidad de llevar a cabo es perimetrar", explicó.

Buil aseguró que "la urgencia climática se está expresando en Navarra mediante catástrofes, que son poquísimo predecibles y de una intensidad cada vez mayor y mucho más dañina".

Por último, la representante de Izquierda-Ezkerra, Marisa de Simón, mostró su "consternación por los daños ambientales, los sociales y personales de los incendios que han asolado cientos de hectáreas". "Quisiera que el Gobierno de Navarra acompañe en la reconstrucción de los daños y felicito a la población de todas y cada una de las localidades que fueron perjudicadas pues tuvieron un accionar ejemplar", ha señalado.

Más información

Esparza cuestiona la administración del Gobierno foral en los incendios y PSN afirma que no es instante de "oportunismo político"